FAUVEROS

viernes, 27 de marzo de 2009

Embaucadores



"Rocher de la Vierge. Sala Biarritz". Foto de Jacques-Henri Lartigue, 1927.

Esta foto ilustra el libro de un gran embaucador: mi idolatrado Enrique Vila-Matas. Idolatrado porque me embauca. Me puede.

Suicidios ejemplares es el título de este mini libro que por 6,50 euros (precio editor) me compré el otro día en la Fnac (más barato aún al ser socia) de la colección Compactos Anagrama, junto con el otro (libro) del que tengo pendiente buscar la entrada donde hablé mal del libro sin conocerlo pero con prejuicios debidos al autor, del que sí he leído un "best seller" que lleva su nombre, y en donde pienso comentar cómo no pude resistirme a comprarlo y leerlo y descubrir por qué lo juzgaba mal (creo)... El caso es que ambos me embaucaron, pero de diferentes maneras.

La manera de Vila-Matas no voy a describirla tampoco, sino que va a ser el tema de esta entrada.

Enrique Vila-Matas comienza su libro con un cuento-introducción que copio letra a letra, espero que no me denuncien por plagio al estar haciendo al mismo tiempo propaganda, ¿no?, y que lleva por título VIAJAR, PERDER PAÍSES:

Hace unos años comenzaron a aparecer unos graffiti misteriosos en los muros de la ciudad nueva de Fez, en Marruecos. Se descubrió que los trazaba un vagabundo, un campesino emigrado que no se había integrado en la vida urbana y que para orientarse debía marcar itinerarios de su propio mapa secreto, superponiéndolos a la topografía de la ciudad moderna que le era extraña y hostil.
Mi idea, al iniciar este libro contra la vida extraña y hostil, es obrar de forma parecida a la del vagabundo de Fez, es decir, intentar orientarme en el laberinto del suicidio a base de marcar el itinerario de mi propio mapa secreto y literario y esperar a que éste coincida con el que tanto atrajo a mi personaje favorito, aquel romano de quien Savinio en Melancolía hermética nos dice que, a grandes rasgos, viajaba en un principio sumido en la nostalgia, mas tarde fue invadido por una tristeza muy humorística, buscó después la serenidad helénica y finalmente -"Intenten, si pueden, detener a un hombre que viaja con su suicidio en el ojal”, decía Rigaut- se dio digna muerte a sí mismo, y lo hizo de una manera osada, como protesta por tanta estupidez y en la plenitud de una pasión, pues no deseaba diluirse oscuramente con el paso de los años.
“Viajo para conocer mi geografía”, escribió un loco, a principios de siglo, en los muros de un manicomio francés. Y eso me lleva a pensar en Pessoa ("Viajar, perder países") y a parafrasearlo: Viajar, perder suicidios; perderlos todos. Viajar hasta que se agoten en el libro las nobles opciones de muerte que existen. Y entones, cuando todo haya terminado, dejar que el lector proceda de forma opuesta y simétrica a la del vagabundo de Fez y que, con cierta locura cartográfica, actúe como Opicinus, un sacerdote italiano de comienzos del trescientos, cuya obsesión dominante era interpretar el significado de los mapas geográficos, proyectar su propio mundo interior sobre ellos -no hacía más que dibujar la forma de las costas del Mediterráneo a lo largo y a lo ancho, superponiéndole a veces el dibujo del mismo mapa orientado de otra manera, y en estos trazados geográficos dibujaba personajes de su vida y escribía sus opiniones acerca de cualquier tema-, es decir, dejar que el lector proyecte su propio mundo interior sobre el mapa secreto y literario de este itinerario moral que aquí mismo ya nace suicidado.


__________________________________________________________________________________

Que levante la mano el que no sienta unos deseos irrefrenables de continuar leyendo... Que levante la mano el que no se sienta embaucado.

Tanto me ha embaucado a mí que ni para hacer esta entrada he elegido cuadro o foto para mi mural; simplemente he buscado la foto de la que un detalle forma parte de la portada del libro.

35 comentarios:

Aaoiue dijo...

Es un brujo.

Luz de Gas dijo...

La imagen es preciosa y el texto tremendo, vaya manera de embaucarnos.

No creo que te denuncie y si lo hace qeu te busque.

Desde luego lo que has hecho es meternos unas ganas tremendas de leerlo, encima si me nombras cualquier ciudad de Marruecos ya me has ganado al 90%.

Maravilloso venir por aquí, no lo hice antes porque ayer estuve de descanso todo el día en la playa, que rico y hoy lloviendo, me encanta también.

Besos mi pequeña salvaje.

MUAC!!!

Esteban dijo...

Es que, como "embaucador" no tiene igual.
Un abrazo,
Esteban

Fauve, la petite sauvage dijo...

Aaoiue, cuánto me alegra que coincidas con mi apreciación ;-) ¡Saludos!

Eso, Juan, y así conseguiré conocerle, aunque sea desde el banquillo, jajajajaj, ¡todo tiene su parte buena! Aunque seguro que mandaba a su secretaria, grññññ.
Hombre, compruebo que eres de mi palo en otra cosa: mi adoración a Marruecos, a donde jamás he conseguido ir aún porque nadie quiere venir conmigo; quizás un día vaya con mi prima pero ella va invitada a casa de unos amigos suyos que son la creme de la creme y... no me parece bien, pero imagínate las cosas que me cuenta... En su boda uno de los invitados era el príncipe, actual rey, con decirte eso...
Léelo, o cualquiera de Vila-Matas; creo que te gustará mucho, por lo que conozco de ti. Yo comencé por Doctor Pasavento; no sé cuál es el mejor pero sí es quizás el mejor para empezar, a pesar de ser el tercero de una trilogía (completamente independientes en cuanto a personajes y argumento sendos ejemplares). Cuidado con la playa, que este sol aún es muy malo... pero qué envidia me das; aquí ayer se acabó el sol; vinieron las nieblas y los nublados cubiertos; a algunas horas se ve un cielo azul y un solazo que no nos engañan, sobre todo a mis migrañas. Besos, mi Luz sin gas ;-)

Huy, Esteban, no sé; y mira que es tan pero que tan especial para mí, pero anda que no hay embaucadores por ahí... son unos tramposos de la literatura, los odio y los amo, un paso ;-). Dos abrazos.

Fauve, la petite sauvage dijo...

Voy a copiar la contraportada (¿se dice así?) que a mí nunca me gusta mucho leer, la verdad, pero en este caso creo que es otro ejemplo de embauque (¿se dice así? xDD) aunque no la haya escrito Vila-Matas, pero se lo ha puesto en bandeja al que lo haya hecho:

En el prólogo de esta singularísima colección de suicidios imaginarios se nos habla de unos graffitis misteriosos que hace unos años aparecieron en la ciudad nueva de Fez, en Marruecos: "Se descubrió que los trzaba un vagabundo, un campesino emigrado que no se había integrado en la vida urbana y que para orientarse debía marcar itinerarios de su propio mapa secreto, superponiéndolos a la topografía de la ciudad moderna que le era extrña y hostil..." Todo parece indicar que en estos relatos contra la vida extraña y hostil, el narrador, al igual que el vagabundo de Fez, intenta orientarse en el laberinto del suicidio a base de marcar el itinerario de su propio mapa secreto y literario: "Y eso me lleva a pensar en Pessoa ("Viajar, perder países") y a parafrasearlo: Viajar, perder suicidios; perderlos todos. Viajar hasta que se agoten las nobles opciones de muerte que existen."
Viajar y perder países, inventar personajes que evitan que nos arrojemos al vacío, adentrarse a tumba abierta en la realidad, perseguir con gran fatiga vidas ajenas, morir de esa pasión extrema que puede ser el amor, coleccionar temmpestades, interiorizar a los muertos, perderse, resignarse a la grisura de la vida, practicar la saudade, convertirse en fantasma: éstas son algunas de las nobles suertes de muerte o despedidas irónicas de la vida que habitan las páginas de esta colección de sutiles suicidios y van trazando un inquietante itinerario moral a través del tema de la muerte por mano propia, sin sucumbir al suicidio pero también sin escapar de él.

Candela dijo...

No conozco a Vilas-Matas, nunca he leido nada suyo y dudo que lo haga, principalmente porque no leo autores españoles debido a mi situacion geografica.

Luz de Gas dijo...

Ahhhhh, menudo bodorrio, yo llegué a estar de invitado en La Mamunia de Marrakech por un traficante de diamantes o algo así, con Don Perignon y tuve que salir por patas con una indisposición gástrica.

Tengo que volver y tu aunque sea con tu prima no te prives, la creme es la creme.

Besos

SUSANA dijo...

Ayyyyy, con estos autores tan "perturbadores"!!!!

Claro que me embaucó el muy ladino! Y YA! quiero leer ese libro!

"Intenten, si pueden, detener a un hombre que viaja con su suicidio en el ojal”, de Rigaut, Já, qué tema!

Voy por un café y ya vuelvo!

SUSANA dijo...

"Viajar, perder países" me trajo como un relámpago a la Viajera por antonomasia, Marguerite Yourcenar, autora que he amado. (Tengo un artículo de ella en el archivo del blog)

Me encantó tu entrada Fauve!

Besitos Preciosa y Salvaje Amiga!

Fauve, la petite sauvage dijo...

Candela, pues si te apetece no tienes más que pedírmelo; seguro que me sale más barato que las pipas,,,

Ay, Juan, al Al Mamounia ese o como se llame estoy loca por ir, una vez me invitó un "ligue" de internet pero... Y mi prima, por supuesto, estuvo e invitada por sus amigos, a ver si son los mismos que los tuyos, jajaja. Pues tal y como tengo el colon y para no acabar como un señor que anda por ahí (y no me refiero a Vila-Matas, pobriño, sino a nuestro amigo el señor colostomizado) casi mejor que me espero un poco a recuperarme, jaja.

Ay, Susana, ¡te encantaría! Es muy español, muy catalán pero también muy latinoamericano... Creo que a quien le guste la literatura latinoamericana no puede descartar nunca a Vila-Matas, aunque no se le incluya en ese estilo; la verdad no sé a qué estilo pertenece, quizás al suyo ;-)
¿Sabías que se dice (ya no distingo nunca la realidad de la ficción en su vida) que vivió en un ático de otra Marguerite, Durás, en París?
Creo que no he leído tu artículo porque lo recordaría y a mí también me gusta mucho Marguerite Yourcenar, o quizás sí y dejé para más adelante leerlo despacito (es una manía horrible que tengo: devorarme de un trago engulliendo las entradas que me gustan para degustarlas después y luego se me olvida) y es lo más probable que me haya pasado con la tuya... La buscaré. Voy a tomarme yo ahora mi cafelito... ¡Ay, no, que no puedo! Odio a todo el mundo, grññññ, no sé si meterme un rato con Eponine para desahogarme...

Fauve, la petite sauvage dijo...

Candela, en la página que sale si pinchas el nombre del autor (la suya), si vas a la sección "traducciones" encuentras no sólo al traductor sino la editorial y si te interesa... Aunque siendo española y pudiéndolo leer en V.O. xDDDD y gratis... no seas tonta, o cualquier otro autor que te apetezca, claro.

EL FIERA dijo...

Bueno, para comenzar decir que de literatura ni puta idea. Habláis de ella como comadres del Hola o el Semana, sin ton ni son, confundiendo tema con ideas, maneras con manías... El VilaMatao este se limita a refreir temas y autores de escritores de verdad, como Borges, Juan Goytisolo, en el caso que se expone, y muy mal, con modos de gacetillero de alumno aventajado de la ESO, si llega, moda y "estilo" que "llega" a ciertas gentes del quiero y no puedo del mal gusto. Es lo que se llama un divulgador para el gran público, un chanchulleador y vulgarizador, un oportunista y aventajado publicista, un falsario… Ha habido gente así en la historia d ela literature, gente como Avellaneda, el falsario del Quijote, Luján de Sayavedra, falsario del Guzmán de Alfarache, y tantos… Son los vómitos y babas de las malas digestiones literarias. Es como si hiciera un collage con fotos de pinturas y de recortes de revistas de segunda mano, fotos malas de obras de grandes de la pintura, que pretende meter o colar de matute como gran pintura, buena pintura, o siquiera pintura... ¿Os lo imagináis? El resultado es desastroso. Aunque sea "encantador" para quien no ha visto nada realmente bueno ni tenga paladar para ello.
Por ejemplo, ¿quién, si lo hubiese leído con atención, no se hubiese dado cuenta de que esto es una infamia de paparrucha plagiaria de Ángel Vazquéz? Claro que para ello hubiese sido necesario conocer y haber leído, al amor de la literatura, la novela "La vida perra de Juanita Narboni".
Que la cosa ocurra en Marruecos, en Abisinia o en Peraleda de Abajo es lo de menos para los valores literarios. Tal vez por ello Cervantes escoge la vulgar Mancha, a donde nadie quiere ir...,y que cualquiera inteligente sabría que no es la Mancha esa de los mapas y de la realidad, ¿verdad? Es simplemente una palabra en el reino de la palabras, o de la litera… No es exótico eso, no...
¡Ah!, un enlace con gente con formación que sabe valorar lo que es y lo que no es:
http://www.lafieraliteraria.com/index.html

UNO DE SUS FIEROS CURRANTES

manuel_h dijo...

apabullante, y un poco relacionado con la entrada que has leído en mi blog, eh!

Fauve, la petite sauvage dijo...

Fiera, te reconozco te disfraces de lo que disfraces, es lo que tiene conocerse tanto, sus cosas buenas y sus cosas malas. Ya sabes que no todos somos doctores en filología, y eso no significa que leamos el Hola como literatura... Por cierto, con qué criterio te atreves a opinar si no has leído jamás un libro suyo por tu cerril oposición a hacerlo por sistema, ¿vas a esperar a que se muera, acaso? Aaaah, que el crítico X dijo que era malo, o que lo ves mucho en los escaparates, vale, unas razones supermegaconvincentes, ¡guay! Mejor hablamos del playboy y tal, que seguro que te gusta más.
De todas maneras y aunque hayas estado ofendiendo a esta que te escribe y a los demás comentaristas, cosa que no me agrada en absoluto y que me gustaría que fuera motivo para que te disculparas (una cosa es que no compartas nuestras ideas y otra que nos insultes), te agradezco tu visita, incluso disfrazado. O a lo mejor ya sabías que te iba a descubrir y te gusta enfadarme, pues mira, mi corazón sigue latiendo al mismo ritmo y sigo pensando lo mismo de ti, para bien y para mal; así que si te ha servido de desahogo, bendito sea tu mensaje.

Besos a ti y a G.

Fauve, la petite sauvage dijo...

Sí, mucho aparentemente, pero nada sustanciallmente; la acidez no es sulfúrica (¿o era sulfhídrica? ¿o anhidrido? ay, ya ni de química tampoco, ni de ná, qué mala es la falta de memoria) ya que aquí hay mucho humor, a veces negro, pero con mucha ternura, y muchos dobles sentidos, y lo poco que pueda tener de macabro siempre es gracioso. Pero sí que es coincidencia, sí ;-)

Fauve, la petite sauvage dijo...

¡Hey! ¡El fiera! ¡Qué bien! ¿Eso es una web???? O es hoy el día de los inocentes y estoy soñando...
¡No puede ser!
Y si sí puede, enhorabuena, leeré todo cuando te toque el turno, por malo :P

Fauve, la petite sauvage dijo...

Mi antepenúltimo mensaje, obviamente, es para manuel_h, como habrá comprendido Manuel pero quizás no los demás. El que va detrás de la contestación al fiera de pacotilla, jejeje.

Fauve, la petite sauvage dijo...

Mi antepenúltimo mensaje, obviamente, es para manuel_h, como habrá comprendido Manuel pero quizás no los demás. El que va detrás de la contestación al fiera de pacotilla, jejeje.

manuel_h dijo...

sí, ese tal Manuel lo había entendido!!

Fauve, la petite sauvage dijo...

Ajajaja, Manuel, es que me olvidé de poner tu nombre, y decírtelo a ti sería absurdo, y hablar en tercera persona para hablar de ti también, y me he liado un poco...
Perdona, soy un desastre; así me conoces mejor ;-)

mara y cuyá dijo...

Impresionante!!!
Pero todavía no me dejaré tentar. Tengo a Pasavento en mi mesa de luz, rogándome que lo deje primero en la cola....

Pero, que ya me estás convenciendo, jajaja

besos

Fauve, la petite sauvage dijo...

¡A por Pasavento! ¡Qué bien! Yo comencé por ese también... Ojalá te guste, ya me contarás cuando lo termines (o antes, jaja).

Fauve, la petite sauvage dijo...

Ah, y no te respongo a la pregunta porque considero obvio que es retórica.

América dijo...

Ya me había leído el post,sin dejarte un comentario,realmente nos motivas a buscar el libro,la verdadera embaucadora eres tu!!!!,logras transmitir un genuino interés a través del texto y la imagen.

EL FIERA dijo...

En mi vida he leído a Marcial Lafuente Estefanía, por ejemplo, para saber concienzudamente que es malo, es subliteratura...
No hace falta degustar cocacola o similares para saber que no son bebidas con calidades...
Como tampoco martirizarse yendo a ningún megagarito de Disney para obviar la falta de ley...
Tampoco que las letras de Manolo Escobar merecían la pena ser atendidas como poesía de suprema altura...
Y así podría exponer cientos de fenómenos comerciales, mediáticos y de consumo, sobre todo en subliteratura y lo que llaman cultura, o sucedáneos, para tener claro que rechazarlos por sistema es lo acertado. Sobre todo si forman y son parte del espectáculo circense de promoción impuesta por los sistemas de dominio propagandístico generalizado, del que son parte y arte: desde El Hola hasta VilaMatao o el marxismo pa masas, pasando por la revolución en lata de sopa cambels o los blogs masivos de listillos escolares ke hablan de to y compulsan consumiciones en unos comentarios que se retroalimentan y retrofijan retroafirmándose en la nada...
Eso, simplemente eso, como de Disneylandia y MacDonals, marca la calidad. Sin embargo los gustan millones de consumidores y algo han de tener, algo... Como aquello de las moscas...
Con todos mis respetos personales.

saludos

Fauve, la petite sauvage dijo...

América, a mí Vila-Matas me apasiona desde el principio hasta el final, desde el cuento más corto hasta la novela más larga (aquí sí que no importa el tamaño), pero no se si a los demás, claro; cada uno tiene sus gustos, y sobre la calidad literaria yo diría que es muy alta, aunque otros no opinen igual, pero a esos les voy a contestar ahora y ya verás... ;-)

Fauve, la petite sauvage dijo...

El fiera, en tu vida has leído a Marcial Lafuente Estefanía... ni yo, pero ambos sabemos, como todo el mundo, cómo escribe; otros autores que no sabemos nos enteramos por comentarios o por críticas, desde la más tonta al mejor crítico del mundo; no, no me voy a enrollar y voy al grano: nos parece que nos interesa o no algo por lo que hemos leído u oído sobre eso. Estamos siempre condicionados de antemano. Si luego es bueno o no, o si nos gusta o no, que ya sé perfectamente que son dos cuestiones diferentes, como bien sabes, es otra cuestión.
Y en tu caso eres el más subjetivo, si no sales de tus Odiseas y tus Ilíadas y tal, que a todos los que nos gusta la buena literatura nos han gustado también pero no es eso sólo la literatura; si no te interesa la literatura actual porque es actual y tienes que esperar a que pasen cien años para saber si realmente era buena o no, pues... ya sabes: ¡todos calvos!
Y gracias por tus respetos porque esta vez sí lo has sido, te has limitado a expresar tu opinión sin insultar a los demás, por importante o ilustre que seas, yo tengo mucha confianza contigo pero si no la tuviera creo que te diría lo mismo: no consiento que nadie falte al respeto, y menos aún si ocupa una posición en algún sentido superior. Precisamente sois los que tenéis que dar ejemplo. Así que muchas gracias por tu comentario.
Que conste que, como sabes, estoy completamente en contra de todo lo que sea best seller, y eso ya es un prejuicio en sí mismo, porque, como los prólogos, el 99% no merece la pena leerlo, pero para llegar a esa conclusión, hay que leerlos.
Besos, abrazos, achuchones y hasta lametones, señor don importante.
Y sígueme guiando por el camino de la literatura, por favor, pero no imponiendo, eso no.

Fauve, la petite sauvage dijo...

Sigue guiándome, perdón.

Fernando dijo...

Me allegro de tan feliz coincidencia, admirable lectópata: yo también les considero embaucadores a esos bucaneros de la pluma. Y don Enrique, por supuesto, el primero.
Besos.

Fauve, la petite sauvage dijo...

Me encanta el comentario, la coincidencia y el palabro lectópata; mil gracias y 23 besos ;-)

Fernando dijo...

Nueva entrada del DRAE:
Lectópata. Dícese de la lectora que siente unos deseos irrefrenables de continuar leyendo.

En cuanto a los 23, me quedo con 22 y te devuelvo uno con intereses ;D

Fauve, la petite sauvage dijo...

¡O del lector!
Lo supuse por lógica...

Mejor te doy uno y tú me das 22, o más... Ay, qué pedichona soy, jaja, es que estoy tontita, con lo arisca que yo era.

Fernando dijo...

Aún no se ha descubierto la variante de lectópato. Yo estuve a punto, pero no llego.
Y estoy abierto a negociaciones sobre el reparto de los 23.

Fauve, la petite sauvage dijo...

Pues mientras te entretengo, y no como maniobra de distracción, o sí, y te envío a esta entrada (modestia aparte, abuelita; que lo bueno son los comentarios):
http://fauvelapetitesauvage.blogspot.com/2008/07/miembro-miembra-el-mal-entendido.html

Fauve, la petite sauvage dijo...

Cortado para juntar y pegar:
http://fauvelapetitesauvage.blogspot.com/
2008/07/
miembro-miembra-el-mal-entendido.html

Se ha producido un error en este gadget.
Se ha producido un error en este gadget.

Entradas populares


¡Gracias, Kira!

Gracias, Athena, con todo mi cariño, mi admiración y mi vergüenza por no haber visto el premio en su momento

¡Locos por los gatos!

¡Locos por los gatos!
¿Te apuntas?

Flores contra el Cáncer / Flowers against Cancer

Flores contra el Cáncer / Flowers against Cancer
Antoni Lozano

No compres, ¡adopta!

ÚNETE AL "MANIFIESTO POR LA SOLIDARIDAD" HACIENDO CLICK EN LA IMAGEN

¡ ¡ ¡ ¡ T E S O R O S ! ! ! !

¡ ¡ ¡ ¡ T E S O R O S ! ! ! !
¡Gracias, Candela!

¡Gracias, Alma Cándida!

¡Gracias, Alma Cándida!

¡Gracias, Lisebe!

¡Gracias, Candela! Algún día iré a Limerick...

¡Graciñas, Lisebe!

¡Gracias, Candela!

¡Gracias, Catman!

¡Gracias, P Vázquez "ORIENTADOR"!

¡Gracias de nuevo, P Vázquez "ORIENTADOR"!

PREMIO AL RETO "EN SEIS PALABRAS". ¡Gracias, Candela!

¡Gracias, BLAS!

¡Gracias, Nico!

Rosa Amiga por ser una cuentista

Rosa Amiga por ser una cuentista
¡Gracias, Groucho!

¡Gracias, P.Vázquez Orientador!

Lo encontré, por fin; ¡Gracias, Catman!

¡Gracias, Luis Antonio!

¡Gracias, Toupeiro!

¡Gracias, BLAS!

¡Gracias, Ababoll!